Coro Ciudad de Guadalajara

Coro Ciudad de Guadalajara

sábado, 20 de diciembre de 2014

Emotivo colofón de nuestra “Misa Criolla” de Ariel Ramírez


Por fin puedo colgar en el panel de mis recuerdos este singular cuadro de magia y emociones, pintado con cientos de colores que han llenado la paleta de experiencia, arte, sensibilidad, compromiso, ilusión, gran profesionalidad y calidad humana.

Colores mezclados con la genialidad a la que ya nos tiene acostumbrados nuestra admirada directora, ahora pintora de este lienzo que, compás a compás y nota a nota, ha ido transformando en impresionante tintura, impregnando el pincel con el que ha trazado este admirable cuadro musical.

¡Y qué colores!:



El aterciopelado azul de Cesar,





El verde esperanzador a la vez que enérgico de Velasco,




El amarillo y naranja de 
Erkki y Pablo,





El brillante magenta
de Margarita








Y los vibrantes marrones
y rojizos
de Carlos y Ricardo,



Todos ellos arropados por un arcoíris multicolor de casi setenta ilusionantes voces que han permitido plasmar en mi memoria un paisaje imborrable.



Espero no olvidar vuestros nombres, pues no he sido dotado con ese talento que en otros destaca, lo que si prometo es no olvidar vuestro virtuosismo, arte, simpatía y sobre todo vuestra amistad. 

Quiero recordar también a los que no han podido estar presentes y que tanta ilusión derrocharon. Mi homenaje a todos ellos. 
video

¡Hasta pronto!


lunes, 8 de diciembre de 2014

Primeras tres interpretaciones de la Misa Criolla


No han pasado aún 24 horas desde nuestra última representación de la "Misa Criolla" de Ariel Ramirez en Jadraque (Guadalajara) y ya lo estoy añorando.

He disfrutado de las tres interpretaciones hechas en Guadalajara, Humanes de Mohernando y Jadrque, pero especialmente de esta, no se si por ser la última de esta primera fase, por tener mayor confianza o quizá por haber conseguido que la música, el entorno y el público provocaran en mí lo que siempre imaginé que supone el éxito para los auténticos artistas como los que nos han acompañado.

Por eso, en homenaje a todos vosotros: Elisa, César, Pablo, Erkki, Velasco, Margarita, Carlos y Ricardo, os dedico esta composición, usando como base el fantástico cartel anunciador del evento (y con permiso de su virtuoso autor).

Y como no puede ser de otra manera, doy con ello también las gracias a todos mis compañeros, pues sin ellos, este sueño no habría sido posible, así como a ese público que tan acaloradamente nos aplaudió y reconoció nuestro trabajo.


Y ahora, a esperar impaciente al 19 y 20 de diciembre para volver a disfrutar con intensidad de las próximas interpretaciones en Molina de Aragón y en Brihuega.

viernes, 5 de diciembre de 2014

¡Un estreno para recordar!

No cabía un alma más en La iglesia del Carmen!. La expectación era abrumadora, concentrada no sólo en el público que casi la colapsaba, sino también en nosotros, ya que sin darnos cuenta sentíamos ser protagonistas de un momento único. Se estaba cumpliendo con creces la intuición que momentos antes del comienzo me invadía.


El frío sufrido en la larga espera, bajo el pórtico de la iglesia, no fue suficiente para mermar nuestra concentración. Tapábamos nuestras gargantas con las manos a modo de bufanda,  mientras contábamos con impaciencia los minutos previos para acceder a la iglesia. Ya los aplausos del público en nuestro caminar hacia el altar fueron suficientemente motivadores y presagiaban ese momento mágico esperado.

"El Yaucano", "Niño Manuelito", "Los tres Reyes" y "El Nacimiento", villancicos que hasta hace pocos días desconocía al pertenecer a un repertorio de cultura hispanoamericana poco conocido en estas latitudes, los hicimos nuestros, fluyendo de nuestras gargantas de una forma tan natural que pareciera escucharse un conjunto andino (salvando las distancias por supuesto).

Los primeros compases de la "Misa Criolla" de Ariel Ramirez provocaron en mi la sensación deseada. La música fluía como sangre por mis venas y descubría atónito como trazábamos, pincelada tras otra, ese mágico cuadro de color que en los ensayos días antes ya había imaginado. 
El resultado fue mas que el esperado. No me resta más que dar las gracias a todos los que han hecho posible vivir este momento y desear que en los próximos cuatro conciertos que están por venir sienta al menos igual satisfacción.

jueves, 4 de diciembre de 2014

Un apretado ensayo general.

Un “concentrado” ensayo general fue el que ayer vivimos en muchos sentidos, pues tanto el reducido espacio en el que nos colocamos, frente al altar de la Iglesia del Carmen, -situación ya vivida con la interpretación del “Requiem de Fauré”-, como la demandada hora de salida indicada por el pastor de la parroquia, nos llevaron a proceder con ciertas prisas y un desorden inicial que rápida y marcialmente Elisa supo atajar. 


Por fin pudimos comprobar cómo el sonido de la flauta andina, la de pan y el charango, instrumentos tocados con gracia y habilidad por los genuinos músicos venidos de Barcelona, daban todo el sentido musical criollo al conjunto que ya disponíamos. 


Cierto es que el equipo de audio y megafonía no permitió oír la instrumentación con claridad, pero confío que mañana será todo perfecto, pues todo está dispuesto ya para que “concentrados” en todos los sentidos, volvamos a ser capaces de sorprender y cautivar al público, pues la dedicación, esfuerzo e implicación de todos nosotros, unido al privilegio de contar con unos envidiables profesionales, harán posible de nuevo esa magia musical que ya me he acostumbrado a disfrutar.